fbpx
Joau Viana

Día de Don Bosco

CELEBRACION DEL DIA DE DON BOSCO EN EL COLEGIO

 

Juegos, película y charla formativa sobre la ludopatía de Josu Viana.

Siguiendo la tradición escolar ayer celebramos el día de Don Bosco, fundador de los Salesianos y patrón de la Formación Profesional.

La cercanía entre el alumnado y el profesorado, la importancia de los juegos y crear un ambiente escolar adecuado se encuentran profundamente enraizados en la identidad de las escuelas salesianas. Es por ello que, el 31 de Enero es un día especial para toda la comunidad escolar.

Las circunstancias actuales no nos permitieron celebrar el día como nos gusta, y a pesar de las complicaciones derivadas de la pandemia, no hemos querido perder la oportunidad de hacer de este día un evento especial.

En la primera parte de la mañana organizamos un concurso de preguntas de cultura general. Cada grupo desde su aula iba respondiendo. Hubo momentos tremendamente emocionantes entre los participantes.

Posteriormente, los alumnos de la ESO disfrutaron de la película “El ejército de los ladrones”.

Hora formativa sobre la ludopatía

 

Tras el mencionado concurso, los grupos de Bachillerato y Formación Profesional disfrutaron de una charla formativa con Josu Viana sobre la ludopatía. Tema de actualidad que impactó a los jóvenes. El grupo de Mantenimiento Electromecánico pudo seguir la charla presencialmente. El resto de grupos tuvieron que verlo a través de videoconferencia desde su aula.

Josu Viana (Zumarraga, 1989) empezó a jugar a las máquinas de apuestas siendo muy joven, para cuando se dio cuenta ya era un adicto. Intentó superar su adicción y empezó a estudiar el grado en Administración y Dirección de Empresas, pero entró en el mundo de las apuestas y no terminó la carrera.

Tras dejar los estudios, se fue a Londres para resolver sus problemas. Pasó seis meses en Londres. A su regreso, comenzó en la escuela de pelota de Idiazabal. El padre de un alumno le acogió en su empresa donde trabajó tres o cuatro años. Cuando inició la rehabilitación, decidió cambiar su vida, primero empezó organizando eventos deportivos con su hermano. Pensaba ayudar a quien tuviera problemas de ludopatía. Hoy en día da charlas en las escuelas con el fin de ayudar a jóvenes con su mismo problema.

De esta manera, el alumnado, muy interesado, le hizo muchas preguntas sobre su vida, su problema con la ludopatía y cómo salió de ella.